Esta página utiliza 'XHTML 1.0 Transitional' válido Esta página utiliza CSS válido
Búsqueda personalizada

El spam y algunos consejos para evitarlo

En una u otra ocasión, casi todos los que tenemos o hemos tenido páginas web distribuidas por internet hemos sufrido la recepción de cantidades abusivas de spam en nuestra bandeja de entrada de correo electrónico.

Aquellos que no han tomado medidas especiales para solventar este problema y nunca han recibido spam, ni se imaginan la suerte que tienen. Muchos de nosotros hemos combatido al spam y hemos logrado sobrevivir a él pero otros han aprendido a convivir con el spam y diariamente borran cientos de mensajes de correo sin tomar ninguna medida al respecto. ¿Eres tú también uno de ellos?

¿De dónde nos viene el spam? ¿Por qué a mi dirección de correo?

Existen unos programas llamados Spambots que se encargan de recolectar direcciones de e-mail para construir inmensas listas de correo a las que enviar el spam. Estos programas funcionan como los robots de los buscadores web, sólo que en lugar de indexar páginas web y buscar nuevas URLs para encontrar nuevas páginas, analizan las páginas en busca de direcciones de correo. Si nuestra dirección de correo aparece sin haber tomado ninguna medida en los foros que frecuentamos, o en blogs, o en nuestros propios sitios web, entonces probablemente de aquí viene una gran parte del spam que recibimos.

Otra gran parte seguramente viene de todos aquellos correos que recibimos de vez en cuando contándonos alguna tontería sin gracia y nos dicen "¡Pásalo!", o nos pone algo así como "Pide un deseo y ¡reenvía este correo a 20 personas para que se cumpla!". Nosotros, con buenísima intención, reenviamos ese correo a todos nuestros contactos, y nuestros contactos a todos los suyos, y así sucesivamente hasta que el correo le llega a un SpamHuman (creo que no se si existe esta palabra :S; me la he inventado yo porque son personas de carne y hueso pero que hacen lo mismo que un spambot). Finalmente, el SpamHuman recoge ese correo y extrae las miles de direcciones que ahí aparecen para meterlas en su propia lista de correo para enviar spam.

Hay otra buena parte de spam que podemos recibir, sobre todo si tenemos cuentas de correo gratuitas (Hotmail, GMail, yahoo, etc), que no procede de ninguna de las dos posibilidades que acabo de comentar y desconozco de donde puede venir. Si tenéis una cuenta de GMail el problema no es demasiado grave, ya que GMail clasifica fantásticamente el spam, si tenéis una cuenta de otro proveedor gratuito ya no sabría qué decir porque no las he probado.

¿Y cómo puedo solucionar mi problema con el spam? O por lo menos... ¿cómo hago para recibir menos?

En primer lugar, podemos mitigar los efectos del spam proveniente del segundo grupo poniendo cuidado a la hora de reenviar este tipo de correos. Yo por ejemplo, como no les veo la gracia, en cuanto recibo uno lo borro sin mirarlo siquiera.

En segundo lugar, tenemos que tener cuidado a la hora de dejar nuestras direcciones de correo en los foros, blogs y otras webs que visitemos con frecuencia, ya que no tenemos control sobre la manera en que se publican.

En tercer lugar, tenemos que cuidar la forma en que insertamos direcciones de correo electrónico en nuestras páginas web, ya que son las únicas páginas sobre las que tenemos control. Si lo hacemos de la forma correcta, podemos añadir todas las que queramos sin miedo a captar nada de spam por ello. Os recomiendo el artículo sobre cómo se debe añadir un enlace de correo electrónico a nuestra web para prevenir el spam para que veáis cómo se puede hacer. La técnica consiste básicamente en escribirlo mediante JavaScript, ya que los Spambots no son capaces de leerlo.

Fecha de publicación: 14/06/2007
Etiquetas: internet , spam , e-mail
Prohibida la reproducción total o parcial de los textos o imágenes aquí expuestos salvo autorización expresa y por escrito del autor de los mismos. © 2007-2017 Locualo v1.0. Política de privacidad [www.locualo.net]